Carlos Quimbay Herrera

Publicado el:: 07-03-2013

Lo que comenzó como un juego de niño, hoy en día es la pasión y labor diaria del profesor y físico teórico Carlos Quimbay Herrera.

Carlos Quimbay Herrera
Perfil elaborado en marzo de 2013

Este apasionado por la física, pero, sobre todo, enamorado de la docencia, cuenta con una amplia experiencia en el campo de la ciencia y la academia.

En 1989, año en el que culminó sus estudios en el Departamento de Física de la Universidad Nacional de Colombia, en la sede de Bogotá, el profesor Quimbay recuerda con nostalgia, pero con alegría a la vez, los gratos momentos que pasó en las aulas de la Nacional junto a compañeros y profesores con los que aprendió y se formó como el gran profesional que es hoy en día.

Desde esa época, en la que el mundo empezaba a hablar en forma de lo que sería el cambio del nuevo milenio, sobre todo en el campo de la ciencia, el profesor Quimbay se interesó mucho más por la física y, en general, en la parte investigativa; tanto así que su especialización se enfocó hacia las Ciencias Físicas (maestría en la Universidad Nacional y doctorado en el Departamento de Física Teórica de la Universidad Autónoma de Madrid, España.

No obstante, en julio de 1995, este físico bogotano se dio cuenta de que la docencia era el nuevo campo que quería explorar, tal vez porque así era la mejor manera de transmitir todos sus conocimientos a las nuevas generaciones de investigadores colombianos.

Fue así como en plena mitad de la última década del siglo XX, Carlos Quimbay se decidió por la academia, a través de un concurso de la Universidad Nacional, llamado ‘Generación 125 años’, y hoy, tras 18 años de labor en la docencia, cuenta con satisfacción que aún vive uno de sus mayores sueños: ser profesor de física en la universidad de la cual se graduó.

Viaje a Europa y el fortalecimiento de su formación como teórico

Antes de que el profesor Carlos Quimbay se dedicara de lleno a la docencia, se trasladó a España para conocer la movida de la investigación europea. Durante sus estudios de doctorado en Física, en la Universidad Autónoma de Madrid, estuvo vinculado al Centro Europeo de Investigación en Física de Partículas Elementales (Cern) por aproximadamente tres años. Esta experiencia le sirvió para enfocar su tesis en "determinar, desde el punto de vista de la física y las partículas elementales y, en particular, desde el punto de vista del modelo estándar de partículas elementales, la posibilidad de que ese modelo pueda explicar la asimetría variable maximal del universo", cuenta el docente.

El haber estado cerca de tres años en el Cern como investigador, al tiempo que se desempeñaba como docente de la Nacional, le permitió desarrollar trabajos de investigación científica de física teórica de campos y partículas.

Luego de su largo y productivo paso en la exploración del movimiento científico europeo, el profesor Quimbay decidió que su vocación estaba en las aulas; y fue en 1995 cuando definitivamente tomó la decisión definitiva de transmitir sus conocimientos y experiencias a las nuevas generaciones de investigadores de la misma universidad de la cual es egresado y a la que ha dado gran parte de su vida.

{* title=Partículas elementales}

Contribución al modelo estándar de partículas elementales

Fue durante su tesis de doctorado en la Universidad Autónoma de Madrid, que el físico teórico y profesor Carlos Quimbay argumentó, luego de arduas investigaciones, que “el modelo estándar no podía explicar la asimetría radiónica del universo. Este investigador colombiano participó, además, en el experimento del Cern, que buscaba hallar la existencia del ‘bosón de higs’, así como buscar la existencia de partículas diferentes a la del modelo estándar.

"El modelo estándar de partículas elementales no puede explicar la generación de la masa de los neutrinos, porque estos no tienen masa", comenta el profesor Quimbay, tratando de explicar el conocimiento del mundo.

Experiencia al servicio de la investigación

Resumir la hoja de vida de Carlos Quimbay podría hacerse en un espacio aparte, sin embargo, se destaca su participación y conocimientos en los siguientes campos:

Cuenta con una especialización en cálculos de física de altas energías a temperatura cero y temperatura finita. Asimismo, tiene experiencia en aplicación de herramientas de la mecánica cuántica, mecánica estadística y termodinámica en sistemas complejos tales como los de economía, finanzas, cognición, meteorología, sísmica, entre otras.

Desde 1989, año en el que se graduó como Físico de la Universidad Nacional, el profesor Quimbay ha dedicado estos años de su vida a su familia y a su profesión.

"Siempre tuve interés de cómo funciona el mundo físico y social", cuenta el docente, destacando el grupo que dirige en la Universidad Nacional, que es reconocido por Colciencias y calificado con categoría A.

Este grupo investigador tiene cinco líneas de investigación: partículas y cosmología; física y neutrones, física del universo temprano, física hidrómica y la línea de aplicaciones de la física teórica y de sistemas complejos.

Lo mejor de ser investigador -cuenta el profesor- es darle continuidad a la curiosidad que tenía desde niño por la composición de las cosas. En esa época, destruir hasta una pila, para luego volverla a construir a su manera, era el ‘experimento’ más grande para Carlos Quimbgay. Más adelante, como todo profesional, fue especializándose, construyendo telescopios a temprana edad, a tal punto de “destruirle cosas a mi papá”.

"Desde niño he tenido el interés de saber cómo funciona el universo como un todo", agrega el profesor, recordando con satisfacción que después de tantos años de estudio, sigue haciendo lo que hacía de niño, pero de manera profesional y con aportes a la sociedad.

Pero, como dice el docente, no todo en la física tiene que aplicarse necesariamente a la ciencia, pues también se puede estudiar el comportamiento del ser humano, tanto como individuo, así como sociedad.

Y precisamente, esos conocimientos los quiso aplicar en la sociedad colombiana. Por ejemplo, se dedicó a estudiar la Bolsa de Valores de Colombia y el mercado bursátil, por medio de la econofísica, trabajando de la mano con importantes economistas del país.
Para el profesor Carlos Quimbay, todos los sistemas complejos que estudia la física teórica están presentes en todas las disciplinas del saber humano, por lo que sus conocimientos pueden contribuir al desarrollo de los diferentes proyectos del país.

{* title=Docencia}

Docencia, una causa por la cual trabaja incansablemente

Durante más de 18 años, Carlos Quimbay ha transmitido todos sus conocimientos a los estudiantes de la Universidad. Desde la elaboración de los contenidos de las clases, hasta las perspectivas que tiene semestre tras semestre, este físico teórico académico entrega gran parte de su energía, demostrando la pasión por su vocación.

No obstante, desde hace algunos años, el docente quiso ir más allá de la transmisión de conocimiento hacia sus alumnos. Aprovechando la física y entrelazándola con la práctica académica, Carlos Quimbay planea el desarrollo de un sistema de notas de clase de diferentes materias de pregrado y posgrado, que permita que sus clases sean mucho más dinámicas pero profundas, de tal manera que los estudiantes no tengan obstáculos en la asimilación de los temas.

La investigación en Colombia

"Siempre he sido muy optimista con el desarrollo que ha tenido el país en cuanto a investigación. Pienso que la investigación es un reflejo de lo que ha sido nuestro país, que se ha desarrollado pero no de manera formal, con políticas de Estado, sino a través de iniciativas esporádicas", comenta Carlos Quimbay, destacando que Colombia ha sido uno de los países con más desarrollo científico en América Latina.

Sin embargo, reclama que hace falta mucho interés por parte de los gobiernos, que impulsen iniciativas científicas que no sean de turno, sino a largo plazo, citando a Brasil como claro ejemplo de que sí se pueden lograr las cosas cuando se proponen.

Colombia "tiene mucha potencialidad como país, hace falta es que haya compromiso por parte del Estado de financiar todos los niveles de la educación", reflexiona Carlos Quimbay.