El acuario, tres meses de homenaje a la naturaleza en Medellín
El acuario, tres meses de homenaje a la naturaleza en Medellín
Medellín cuenta con espacios en los que el conocimiento y la diversión convergen para permitir que nativos y foráneos se apropien cada vez más de sus rincones. Uno de estos lugares es el Parque Explora que ofrece diversas posibilidades para aquellas personas que quieran adentrarse en el mundo de la ciencia y la tecnología de una forma lúdica y divertida.
-
Además de aprender sobre física, genética, telecomunicaciones, nuevas tecnologías, entre otros temas, el visitante puede navegar en los ríos y mares de Colombia y el mundo, en compañía de 300 especies que cautivan por su manera de desplazarse, colorido, tamaño y forma.

El 5 de diciembre del año 2008, se abrieron las puertas del acuario, un sitio de 1300 metros cuadrados construido por la Secretaría de Obras Públicas de Medellín con el patrocinio de EPM, para permitir que los habitantes de Medellín y turistas de diversas partes del mundo, tomen conciencia de la diversidad de seres acuáticos que necesitan ser preservados. Tres meses después de su inauguración, recibe centenares de personas y se ha convertido en un referente de la ciudad.

Comenzando el recorrido, el visitante se sumerge 9,6 metros bajo tierra y llega al primer nivel del acuario donde lo esperan especies de ríos como el Amazonas y el Orinoco en “peceras que escenifican el ambiente natural con el fin de que las personas lo conozcan y de garantizarle a los peces un espacio propicio y acorde a sus características”, explica Juan Carlos Huertas, biólogo y buzo, encargado del mantenimiento del lugar.

En la retina de niños, jóvenes y adultos van quedando cada una de la criaturas observadas. De repente, al dar unos cuantos pasos más, se topan con “La selva inundada”, la pecera más grande de Suramérica en la que los peces nadan en medio de grandes árboles que recrean un bosque del Amazonas. De esta región proviene el Pirarucú, uno de las especies alojadas allí y que puede alcanzar una longitud de cuatro metros. Esta pecera de 4,97 metros de ancho por 7,67 metros de alto, ofrece una panorámica desde diferentes puntos del acuario y constituye uno de sus atractivos principales.

Esta selva inundada requiere tiempo para contemplarse en toda su plenitud, sin embargo, este factor no preocupa a las personas que se encuentran al interior del acuario, ya que la filosofía del Parque Explora es que las personas puedan disfrutar libremente de cada una de las salas que lo conforman. Así que los interesados en aprender y pasar un momento agradable junto a los habitantes de ríos y mares son los encargados de determinar la duración de su visita.

Durante este recorrido, un grupo de 23 jóvenes estudiantes de carreras afines a la biología, conocidos como “Exploradores”, resuelven dudas y comparten algunos de sus conocimientos sobre las especies que se pueden observar. Juan Carlos Álvarez Salazar es uno de ellos y comenta que su labor consiste en “recibir a los visitantes y participarles la intención del acuario que es educar para que valoremos los ecosistemas acuáticos colombianos y preservemos los seres que viven en ellos para que otros puedan conocerlos en el futuro”.

El pirarucú, el bagre, el arawana, el pez cullicho y las pirañas quedarán atrás después de subir por unas escaleras que conducen al segundo nivel, donde las protagonistas son las especies de agua salada. Traídas del mar Caribe y el océano Pacífico, hacen su aparición las medusas, estrellas y caballitos de mar, corales, pulpos y una variedad de peces entre los que se destaca el pez payaso, que atraen principalmente a los niños por su colorido y su similitud con el protagonista de “Buscando a Nemo”.

Las rayas de río, con sus cuerpos planos, sus aletas y su afilada cola, deslumbran a un grupo de personas que cautivadas por lo que han visto, se resisten a abandonar este espacio en el que la belleza y el incalculable valor de la naturaleza se hacen más evidentes.

Finalmente, los visitantes ascienden de nuevo por unas escaleras, pero en lugar de encontrarse con un pez, observan a la distancia la puerta de salida. Se detienen por un momento, recuerdan algunos de los seres que descubrieron e intentan capturarlos en su memoria. Al cruzar aquella puerta, algunos de ellos se comprometen con la naturaleza y con el establecimiento de hábitos que posibiliten su preservación. Al igual que Shelly, una niña de nueve años que observó con curiosidad y sorpresa cada una de las peceras, anhelan que en el futuro otras personas puedan contemplar la diversidad de recursos y especies que tiene Colombia, no sólo en el acuario del Parque Explora, sino también en su ambiente natural.

Horarios
Martes a viernes: de 8:30 am a 6:00 pm
Sábados, domingos y festivos: de 10:00 am a 6:30 pm

Tarifas
11.000 el recorrido únicamente por el acuario
15.000 adquiriendo el pase para la ruta 3 del Parque Explora que incluye entrada al acuario, a Sala Abierta (Física al aire libre), una sala interactiva y actividades experimentales.

Ubicación
En la zona centro-oriental de la ciudad de Medellín, entre las calles Carabobo y Cundinamarca, cerca al Jardín Botánico, el Parque Norte, el Parque de los Deseos y la estación Universidad del Metro.

AVISO COOKIES

Universia utiliza cookies para mejorar la navegación en su web.
Al continuar navegando en esta web, estás aceptando su utilización en los términos establecidos en la Política de cookies.

Cerrar