Otro chaleco salvavidas
Otro chaleco salvavidas
Los grupos de investigación de Bioingeniería y Ergonomía de la Universidad Pontificia Bolivariana (UPB) de Medellín, diseñaron y desarrollaron un dispositivo para terapias respiratorias, a partir de oscilaciones sobre la pared torácica. Es un chaleco hecho de poliuretano y neopreno en el cual se encuentra un componente mecánico que genera presión sobre el tórax y permite la remoción de las obstrucciones en las vías respiratorias.
-
Las enfermedades de vías respiratorias son muy comunes, según el artículo de Portafolio “Rondan las enfermedades respiratorias”, se estima que en lo que va corrido del año, se han presentado en Bogotá 82 muertes por enfermedad respiratoria aguda. El año anterior se presentaron un total de 95 por esta causa.

Una de las enfermedades más difíciles de tratar y que genera más costos para quienes la padecen es la Fibrosis Quística (FQ), padecimiento pulmonar de carácter hereditario. Según el médico Horacio Giraldo, jefe de Neumología de la Clínica Shaio, ocurre en 1 de cada 2.000 nacimientos vivos. La FQ consiste en la acumulación de secreciones (moco) espesas y pegajosas en los pulmones, los intestinos, el páncreas y el hígado, debido a la alta concentración de sal (NaCl) en el cuerpo. Esta acumulación de moco hace que las personas sean vulnerables a infecciones pulmonares mortales y a serios problemas digestivos.

La idea de hacer el chaleco surgió precisamente por los grandes costos que implica para los pacientes las terapias para tratar la FQ, la parálisis cerebral, la esclerosis lateral amorfa y la enfermedad pulmonar obstructiva crónica, entre otras. Este es el caso de la Fundación Mariana Pro Fibrosis Quística de Medellín, que fue la inspiración para el equipo de investigadores de la UPB.

Con el chaleco se espera que las terapias para el tratamiento de pacientes con enfermedades de este tipo sean más asequibles. Actualmente se utilizan dispositivos mecánicos y neumáticos para evitar la obstrucción en las vías aéreas, es decir: diafragma, caja de costillas y sus músculos, así como los pulmones. Estos son importados y en promedio tienen un costo de 18.000 dólares, lo cual representa una dificultad para su adquisición por parte de los centros médicos. A su vez, se busca una disminución en el número de consultas, hospitalizaciones e inasistencia escolar de los pacientes con afecciones pulmonares.

La metodología de trabajo utilizada para la elaboración del chaleco se divide en tres fases, la construcción del dispositivo electro-mecánico, el componente electrónico y el componente de diseño industrial. La primera fase consiste en la elaboración de un pequeño motor eléctrico que permite hacer presión sobre el tórax y genera vibraciones. Se usan cuatro de estos dispositivos, ubicados cada uno a 45º del otro, los cuales operan en fase.

El componente electrónico es una especie de control a través del cual se puede establecer el tiempo de inicio de la terapia y su finalización. Además permite elegir el tipo de terapia, bien sea manual o automática, además de establecer la frecuencia (10, 15, 20, 25 Hz) y la presión (1, 2, 3, 4). También indica en qué momento de la terapia se encuentra el chaleco, si está funcionando, si paró o si el dispositivo presenta alguna anormalidad. El componente electrónico o panel de control del chaleco, muestra a través de una pantalla de cristal líquido el tiempo de duración de la terapia que es de 30 minutos, con pausas cada 10 minutos para que el paciente pueda recibir otra ayuda terapéutica.

Por último se encuentra el componente industrial, el cual tiene que ver específicamente con la elaboración del chaleco, su funcionalidad y ergonomía. Para este fin buscaron materiales económicos que permitieran el funcionamiento óptimo del mecanismo y la comodidad para los pacientes. Utilizaron poliuretano (flexible y resistente a la deformación) y neopreno (goma sintética) para lograr una mejor distribución de las vibraciones. Así mismo, se utilizó velcro para cerrar el chaleco y ajustarlo según la contextura física del paciente.

“Por el momento sólo se han realizado pruebas in-vitro sobre sujetos sanos, donde se ha evaluado inicialmente el desempeño del elemento de control y su eficacia en el manejo del sistema electro-neumático, la precisión de los valores seleccionados por el usuario y los entregados por el equipo, así como la facilidad de selección y modificación de las terapias y la ergonomía que brindan la prenda y la consola de control”, explicó Lina Zuleta Zamorano, del Centro de Ciencia y Tecnología de Antioquia (CTA).

Según la opinión de los pacientes sanos, al usar el chaleco dieron cuenta de la comodidad de la prenda en cuanto al diseño y a los materiales. Estas pruebas les permitirá a los investigadores hacer las modificaciones pertinentes para, luego, probar el dispositivo en pacientes de la Fundación Mariana Pro-fibrosis Quística. Posteriormente, se espera que el chaleco sea utilizado en diferentes clínicas para el tratamiento de pacientes con enfermedades respiratorias.

El proyecto ha sido financiado por la UPB, el CTA, y cuenta con la participación de la Fundación Mariana Pro Fibrosis Quística. Este trabajo ha sido presentado en diferentes ferias, eventos académicos y científicos, así mismo, ha generando gran expectativa ante su salida al mercado.

Este mecanismo se está desarrollado desde hace aproximadamente dos años incluida la fase de diseño y construcción, así como la fase de prueba en pacientes. Se espera que el chaleco pueda ser comercializado por un costo aproximado de cinco millones de pesos, muy por debajo del costo de los aparatos importados.

El chaleco representa una alternativa para mejorar la calidad de vida de los pacientes con enfermedades respiratorias y una importante reducción en los costos para su tratamiento. Esta es una muestra de innovación y compromiso social de los investigadores con la salud de los colombianos. Así que, espere próximamente en el mercado este maravilloso chaleco que más que moda implica salud y comodidad.

AVISO COOKIES

Universia utiliza cookies para mejorar la navegación en su web.
Al continuar navegando en esta web, estás aceptando su utilización en los términos establecidos en la Política de cookies.

Cerrar