Realizan un perfil del "científico divulgador"
Realizan un perfil del "científico divulgador"
Una investigación realizada en Francia revela que los científicos más activos en la diseminación del conocimiento son también los más prolíficos en el ámbito académico. Las mujeres se inclinan más a la divulgación, y los hombres a la enseñanza.
-
Más mujeres y menos hombres, muy reconocidos en el medio y con una prolífica actividad científica traducida en papers y en la participación en congresos de la especialidad. Ésa es la radiografía del "divulgador tipo" en Francia, de acuerdo con un trabajo realizado por un equipo de científicos entre los cuales se encuentra un físico argentino hoy radicado en Lyon, Pablo Jensen.

"Encontramos que, contrario a lo que usualmente se cree, los científicos más activos en la diseminación del conocimiento científico son también más activos académicamente", indica el trabajo, que fue publicado en agosto en la revista Science and Public Policy. La contracara de la buena noticia es que el ejercicio de la divulgación no tiene ningún impacto, ni positivo ni negativo, en sus carreras científicas. Ni siquiera en Francia.

El grupo de investigadores trabajó con una base de 11.000 científicos del Centre Nacional de la Recherche Scientifique (CNRS) y desmenuzó las actividades de divulgación, las patentes o colaboraciones con la industria y la enseñanza realizadas entre 2004 y 2006, teniendo en cuenta los prejuicios que habitualmente tienen los científicos a la hora de decidir si divulgan o no lo que investigan.

El CNRS es un organismo de similar estructura a la del CONICET argentino y cuenta con más de 11.000 investigadores distribuidos en diferentes ramas de la ciencia.

Uno de esos prejuicios indica que los propios investigadores creen que quienes realizan tareas de comunicación de la ciencia son los menos "prestigiosos", o al menos los que no tienen un lugar destacado en la producción científica. La actitud es conocida con el nombre de "efecto Sagan" (en alusión al científico que se hizo famoso por sus programas de televisión) e indica que la popularidad y celebridad con el gran público es inversamente proporcional a la calidad y la cantidad de la producción científica.

Sin embargo, el trabajo demuestra exactamente lo contrario: la actividad de divulgación es correlativa con los más altos indicadores de producción científica. "Los científicos inactivos en popularización de las ciencias y colaboraciones con la industria tienen una menor performance académica", indica el trabajo. La misma conclusión se obtiene si se comparan la cantidad de trabajos publicados por año: quienes más publican son quienes más se comprometen con la actividad de divulgación y viceversa.

El trabajo
El trabajo fue elaborado por los investigadores argentinos Jensen y Pablo Kreimer, además de Jean-Baptiste Rouquier e Yves Croissant. Se realizó sobre la base de los datos que los propios investigadores completan anualmente en su evaluación ante el CNRS.

Los investigadores diferenciaron las actividades de los investigadores en tres grupos: popularización (incluye charlas en escuelas, conferencias para el gran público y entrevistas a medios), relación con la industria, y enseñanza (salvedad: en Francia no es obligatorio que los científicos sean a su vez docentes). Esos datos fueron comparados a su vez con un "indicador bibliométrico", que mide la performance científica de cada investigador (número de papers publicados y el índice de citación) en función de la cantidad de años que el investigador lleva en la carrera.

La investigación demostró además que los científicos que están próximos a retirarse son menos activos en las actividades de divulgación. También pudieron saber que las mujeres se inclinan más a las actividades de popularización, los hombres a la enseñanza y que no hay diferencias relevantes en las colaboraciones con la industria. Y que los científicos que más divulgan son los que se vinculan con ciencias humanas y la astrofísica mientras que los químicos son quienes en menor medida se acercan a acciones de divulgación.

AVISO COOKIES

Universia utiliza cookies para mejorar la navegación en su web.
Al continuar navegando en esta web, estás aceptando su utilización en los términos establecidos en la Política de cookies.

Cerrar